Qhapaq Ñan: el Camino Inca hacia Machu Picchu

Terra Explorer
diciembre 16, 2020

¿Te imaginas recorrer durante 5 días el mismo camino que los incas usaron hace más de 500 años? Y, mientras realizas la caminata ¿disfrutar de un increíble paisaje, así como la flora y fauna de la zona?

 

El Camino Inca o Qhapaq Ñan es uno de los caminos más recorridos por los amantes de la aventura que desean conocer Machu Picchu. Sin embargo, sigue siendo un misterio para muchos.

 

Por ese motivo, en Terra Explorer queremos invitarte a descubrir el origen y desarrollo del Qhapaq Ñan, una increíble ruta para todos los que desean practicar trekking en Cusco.

 

¡Acompáñanos a conocer este camino para visitar Machu Picchu!

 

 

¿Qué es el Qhapaq Ñan?

 

Se trata de una red de caminos que conectó el inmenso territorio del imperio incaico, conocido como Tahuantinsuyo. Su expansión se extiende en más de 30 mil kilómetros. Uniendo a países como Argentina, Perú, Bolivia, Chile, Colombia y Ecuador. Sin embargo, Perú conserva más del 37% del largo total del camino declarado por la Unesco.

 

Los incas lo utilizaron principalmente como un gran sistema de comunicación, que les permitió dominar nuevos territorios, asimilar culturas contemporáneas y administrar recursos de diferentes ecosistemas.

 

¿Para qué servía el Qhapaq Ñan?

 

Además de los aspectos antes mencionados, los Caminos Incas servían para:

 

  • Recibir o trasladar información. De acuerdo a diversas investigaciones si el Inca, ubicado en Cusco, necesitaba recibir información de Quito, Ecuador, podía obtenerla en un promedio de 12 días.
  • Durante la expansión inca se utilizó para el desplazamiento de ejércitos.
  • Como vía de transporte de alimentos y bienes.
  • Con el fin de trasladar la mano de obra necesaria para la construcción del mismo camino.

 

Te puede interesar: Ciclismo de montaña, una manera diferente de descubrir el Perú

 

¿Qué debes saber antes de recorrer el Camino Inca?

 

Por lo general, el clima de la zona es templado durante todo el año. Siendo el mes de junio el más frío y agosto el más templado y estable.

 

Si deseas practicar trekking por el Camino Inca es importante llevar los implementos correctos como ropa deportiva, bloqueador, gorra, linterna, zapatillas para excursión y lo que nunca puede faltar en este tipo de recorridos: agua.

 

Debido al terreno y el clima que se presente, dependiendo de la temporada en la que decidas recorrerlo, es fundamental encontrarse en un buen estado físico que te permita realizar la caminata sin inconvenientes.

 

¿Qué te ofrece Terra Explorer?

 

 

Se trata de un recorrido de 43 kilómetros y 5 días, perfecto para todos los amantes de la naturaleza, la aventura y la historia.

 

Primer día

 

Durante el primer día nos dirigimos hasta el kilómetro 82 del Valle Sagrado de los Incas, específicamente, la comunidad de Piscaycucho, punto de inicio de la caminata. Aquí, el equipo de guías de Terra Explorer nos estará esperando para empezar el recorrido.

 

Gracias a la impresionante belleza de la zona podrás apreciar paisajes como el valle de Urubamba, el nevado Urubamba, el mirador de Llactapacta y el valle de Huayllabamba. En este último, tendrás la oportunidad de acampar en un pueblo del mismo nombre y que fue construido en base a un antiguo asentamiento inca.

 

Segundo día

 

En el segundo día de recorrido atravesarás el bosque de Uncas (árbol nativo andino) y el bosque enano (Midget Forest) hasta llegar a la cima del Camino Inca: el abra de Warmihuyñuska (4200 mt), una árida puna altoandina. Luego, en el descenso, en el bosque de nubes podrás observar diversos tipos de aves endémicas hasta llegar a la zona de Pacaymayo, en donde se establece el campamento.

 

Te puede interesar: Turismo de aventura, recorriendo lo inaccesible

 

Tercer día

 

Para el tercer día se continuará el camino por el bosque de nubes hasta las ruinas de Sallacmarca en medio de helechos, bromelias y orquídeas. Además, se trata del hábitat perfecto para aves como el picaflor, y si tienes mucha suerte podrás apreciar al oso de anteojos. Este día finaliza en un campamento con una impresionante vista de las cordilleras de Urubamba y Vilcanota.

 

 

Cuarto día

 

En el penúltimo día, podremos apreciar uno de los amaneceres más espectaculares de los Andes, además de una vista panorámica 360º de las cordilleras circundantes, entre ellos el macizo Pumasillo y el imponente nevado de Salkantay.

 

Por un camino cubierto de vegetación tropical llegaremos a Intipunku (la puerta del sol) en donde tendremos la primera vista de Machu Picchu. Aquí inicia el descenso hacia el pueblo de Aguas Calientes.

 

Quinto día

 

En el último día, podrás apreciar a detalle la belleza de la ciudadela de Machu Picchu. Además, tendrás una visita guía, así como tiempo libre para explorarla por tu cuenta. Y para todos los aventureros, existe la posibilidad de subir a la cumbre de Huaynapicchu, desde donde se podrá observar Machu Picchu desde un ángulo diferente.

 

¿Ahora que conoces sobre el Qhapaq Ñan, te animas a vivir una increíble aventura por este camino? En Terra Explorer contamos con diversos itinerarios para ti. ¡Si quieres ser parte de nuestras aventuras y conocer el Perú de una manera auténtica y espectacular, ponte en contacto con nosotros y te ayudaremos a diseñar el viaje de tus sueños!


Noticias Relacionadas

Post anterior

Titicaca: el lago navegable más alto del mundo

Siguiente Post

Tambopata: una de las reservas naturales más importantes del mundo

error: Content is protected !!