La Dicha Del Ciclismo De Montaña Al Sur De Perú

Terra Explorer
mayo 30, 2022

La mayoría de mis aficiones pandémicas se extinguieron a medida que la normalidad revivía. La rutina de nueve a cinco, una vez más, me privó de un prolongado pero rico tiempo libre. Para ver mis días horneando brownies de chocolate con calabacín tendría que entrecerrar los ojos. Las noches de juego alrededor de un tablero de Catán y una botella de vino descorchada sólo aparecían como notas en una historia. Pero, una excepción escapó a la regla: El ciclismo de montaña

Como para muchos, el ciclismo ha estado presente en mi vida desde que era niño. Recuerdo vívidamente la primera vez que monté sin ruedas de entrenamiento tras un empujón de mi papá. Esta fue mi introducción a lo que se convertiría en un amor inadvertido por el pedaleo durante mi vida adulta. Lo que cambió, sin embargo, fue el escenario en el que me dediqué a la bicicleta. 

Después de la primera cuarentena, me vi forzado a salir al aire libre: fuera de la ciudad y hacia las colinas. Mi hermano, defensor de la adrenalina, me llevó a mi primer día de ciclismo de montaña, y no tuvo reparos. Afirmó que si era capaz de pedalear con vehemencia (e ileso) a través del tráfico de la hora punta, también tendría la agudeza mental necesaria para afrontar el ciclismo downhill. Y así, nos dirigimos a los escarpados valles y precipicios que bordean el río Chili en Arequipa (a cuarenta y cinco minutos por aire desde Cusco). 

Tal vez te pueda interesar: El ciclismo de montaña, una forma diferente de conocer Perú

Nuestro recorrido comenzó en Yanahuara, un pintoresco barrio histórico con calles estrechas y empedradas reminiscente de los pueblos rurales españoles. Lo que lo separa de la península ibérica —además del Atlántico— es la ubicua piedra blanca de los edificios coloniales. 

Uno de los alicientes de Yanahuara es El Mirador, que ofrece una vista sin obstáculos de la ciudad y de dos de los tres volcanes que la rodean. Y para ciclistas como yo, delinea aproximadamente el camino a seguir. Aviso: el trayecto elegido no es amable con los cuádriceps inexpertos. Es una ruta con fuertes pendientes y caídas. 

Tras veinte minutos de pedaleo cuesta arriba y cuesta abajo, la ciudad da paso a la campiña. Los campos agrícolas aparecen en un paisaje de contrastes, uno en el que las áridas montañas lejanas son el telón de fondo de las fértiles parcelas frente a ti. Las estrechas calles se convierten en estrechos caminos sobre los infinitos y prolijamente divididos pastizales de Chilina.

Pero el bucólico paisaje de Chilina no es la meta. Para practicar correctamente el ciclismo de montaña, hay que seguir pedaleando hasta —lo has adivinado— las montañas escarpadas a lo lejos. Así que dejamos atrás la vegetación y subimos por las áridas laderas. Es entonces cuando las huellas de otros ciclistas se hacen evidentes, evidenciando que el camino no tiene otra intención más que saturar el espíritu con adrenalina. 

La determinación y transpiración se amalgaman en el viaje al aire libre, y sin querer sonar pomposo, creo que hay algo meditativo en esa particular mezcla. Cuando tu cuerpo acapara toda tu atención, y no hay espacio para la reflexión privada, empiezas a sentir realmente los poderes reconstituyentes de subirte a una bicicleta —y sí, los sentirás incluso si prefieres el entorno estéril de una clase de SoulCycle—

«¿Quieres cambiar de bici?», insistía mi hermano. Su bicicleta de cuatro mil dólares era inherentemente más adecuada para los terrenos difíciles; la mía hacía su mayor esfuerzo. Pero mi orgullo de pesista me llevó a negar sus propuestas. Sólo cuando mis piernas estuvieron entumecidas y revueltas, le rogué un intercambio. 

Mi mejor recomendación para quienes no estén familiarizados con el ciclismo de montaña: por favor, no te aventures en zigzags verticales con tu vieja bici de confianza; incluso si el vendedor te asegura que es una «bicicleta montañera», deja que un ciclista más experimentado evalúe la veracidad de la afirmación marketera. 

Inspírate más revisando nuestro viaje en bicicleta de montaña por el Valle Sagrado.

Probablemente montamos alrededor de cinco kilómetros de subida —la palabra “montamos” es generosa pues grandes segmentos de la ruta apenas se pueden pedalear por la inclinación pronunciada—. Pero tras ascender lo que parecen ser trescientos metros (si se mide en vertical, claro), nos detuvimos en la cima del cañón para descansar y tomar un bocado, pero sobre todo, para engullir las vistas desde el borde. Desde ahí, uno puede apreciar la verdadera y homérica magnitud de la tarea, así como la lejana ciudad rodeada de montañas y partida por el Chili. 

Con el sol abrasador cayendo sobre el horizonte, es hora de volver, y sólo hay un camino a casa: hacia abajo y rápido. Cualquiera que se digne a comandar el ciclismo de montaña en su primer intento está destinado a sufrir algún rasguño. Aun así, como uno suele hacer, mi mente se volcó en el mejor escenario posible, diciéndose (ilusoriamente): «si él puede hacerlo, yo también». 

Seguí y reflejé a mi hermano con sólo un puñado de instrucciones, dos de las cuales animo a otros novatos a cumplir. En primer lugar, no hay que reducir la velocidad demasiado, o la bici podría resbalar (especialmente sobre terreno suelto). Y en segundo lugar, el agarre al manillar debe ser firme y decidido. 

A mí me fue bastante bien; sólo me caí una vez. Todavía tengo la cicatriz en el codo, pero definitivamente valió la pena. No me arrepiento ni me quejo, sólo añoro los tiempos en los que iba de viaje de ciclismo de montaña en Perú.

¿Estás interesado en viajes de aventura en bicicleta en Perú? Entonces no busques más. Aquí, en Terra Explorer, nuestro equipo de expertos amantes del aire libre, selecciona cuidadosamente los tours de ciclismo perfectos. Además, los mezclamos con experiencias culturales y culinarias excepcionales en sintonía con sus intereses y preferencias. Diseñemos un viaje de aventura de lujo en Perú.


Noticias Relacionadas

Post anterior

5 restaurantes imperdibles en Perú

Siguiente Post

Los tres mejores trenes de lujo de Perú

error: Content is protected !!